Acceso

Vientonegro.com es una Web multitemática que expone y analiza todo lo relacionado con el fenómeno ovni, así como toca temas generales sobre ciencia, y disciplinas humanísticas.

 

El “Evangelio” de Judas, es un documento escrito en copto (lengua antigua egipcia), plasmado en papiro, y hubo de ser encontrado en la década de los 70´s de siglo pasado, en una cueva ubicada en las cercanías de El Minya, en Egipto. 

Esta reliquia, pasó de mano en mano de los coleccionistas de antigüedades, y por varios continentes, para finalmente llegar a manos de los estudiosos de la “Waitt Institute for Historical Discovery”, y también de la “Nacional Geographic Society”.


 

 El escrito en cuestión, data del siglo IV después de Cristo (según estudio de la Universidad de Arizona), donde anónimamente, el escriba narra diálogos de tipo privado entre Jesús y Judas (Iscariote), en que se pone de manifiesto prácticamente un acuerdo y casi una orden de Jesús, de entregar a Jesús al Sanedrín Judío:

Dice el texto:

“Tu superarás a tus colegas, porque tu sacrificarás al cuerpo que me viste…”

Esto, aparentemente vendría a reivindicar a Judas, quitándole la culpa de traición, pero para estudiar el caso, es necesario e importante, ubicarnos históricamente.

En los primeros años del cristianismo, con apóstoles como Pedro y Pablo vivos, ya existían principalmente dos iglesias cristianas; la de Antioquia (helenística), y de Jerusalén, y se observaban algunas diferencias sobre todo; en cuestiones de costumbres (circuncisión, por ejemplo), aunque dentro de lo que es, la ortodoxia cristiana en cuestiones de fe. Entre los siglos II y III se dio una diversidad de corrientes de interpretación de conceptos religiosos; entre los que debemos observar con interés particular, las de la secta de los gnósticos.

Los gnósticos diferían en mucho con respecto a la ortodoxia cristiana, ya que no reconocían al Dios del A.T. como el Padre de de Jesús, y se dieron a realizar una interpretación particular sobre el ministerio de Cristo, y para ello también escribieron otros evangelios, en que hablaban de “nuevas revelaciones”.
Los gnósticos son por excelencia, una secta que toma de varias religiones distintos conceptos (sincretismos). En ellos mismos también se dieron las divisiones, conservando ciertas cosas en común, como sería su carácter “iniciático”; es decir que para recibir el conocimiento de la verdad, se requiere de una iniciación en las personas.

En este entorno de diversidad, de concepciones y sectas, se escribieron cantidad de libros que pretenden ser evangelios (del griego buena nueva), como el Evangelio de Tomás, el de María Magdalena, etc. cuyos contenidos no aportan nada a la doctrina cristiana, y cuyo canon cristiano los dejó fuera de reconocimiento como la palabra de Dios (libros apócrifos).
El Evangelio de Judas, corresponde a la literatura de los gnósticos, y su misma datación, lo ubica dentro lo que es un libro apócrifo y además herético, porque no compagina con los acontecimientos que describen los evangelios canónicos.

La noticia del “Evangelio” de Judas, y sobre todo de su contenido, nace principalmente de un programa de TV de National Geographic, y muchas de las publicaciones de artículos en revistas e Internet relativos al tema, fueron efectuados precisamente, en vísperas de Semana Santa. Estas publicaciones, solo tienen un carácter mercantilista, y en ocasiones hasta componen agentes de desinformación; ya que está siendo manejada como "una verdad que sale a la luz", cosa que en verdad, es más factible la aporten (la verdad), los evangelios canónicos:

Es muy importante saber, que los judíos esperaban un Mesías cuyo liderazgo y acciones, les llevaran a sacudirse del yugo romano. Yo pienso que Judas en realidad concebía a Jesús como el futuro Rey de Israel, que daría a su nación la independencia por las vía militar. De hecho se supone que Jesús llevaba sangre del Rey David, por la rama paterna, y es posible ello fuera identificado como un elemento de esta causa por Judas, y otros más.
Creo que un Judas decepcionado (dejando de lado la supuesta intervención del diablo), es buen candidato para llevar a cabo la traición, después de ello vendrían problemas de remordimiento de consciencia, que lo llevarían a colgarse como se narra oficialmente, dejando la imposibilidad patente, para escribir de su propia mano, un evangelio.

Sin duda El “Evangelio” de Judas, tiene un gran valor, pero es un valor arqueológico y también histórico, esto último en los caminos y hechos de las sectas gnósticas (muy posiblemente Los Cainitas), de los que hiciera referencia Ireneo en su obra “Contra las herejías”, hacia el 180 d. C.
Así mismo es importante decir, que este "evangelio", no simbra ni estremece ni afecta de alguna manera la fe cristiana de los católicos, o de los evangélicos; y ello es porque los hechos que se reconocen sobre la vida de Jesús, tiene un registro más antiguo.

 

 

Comentarios

Nombre*
Por favor, escribe tu nombre completo. Gracias!

Correo electrónico*
Por favor, escribe una dirección de correo válida. Gracias!

Comentario*
Por favor, escribe tu comentario. Gracias!

*
Por favor intenta nuevamente. Gracias!