Acceso

Vientonegro.com es una Web multitemática que expone y analiza todo lo relacionado con el fenómeno ovni, así como toca temas generales sobre ciencia, y disciplinas humanísticas.

      El calentamiento global, es un tema llevado y traído desde flancos  de la información, y desde  comunicadores profesionales,  hasta por empleados  ambientalistas pasando por  personalidades políticas.  El tema en general ,  contiene invariablemente un señalamiento  de falta de buena moral  y ética dirigido hacia la civilización del hombre;  dado que se asegura que la emisión de Dióxido de carbono producido por el hombre, y sus quehaceres y usos tecnológicos;  están provocando en gran manera,  el calentamiento global terrestre.
Ante esto, es menester de primera mano,  dejar por sentado tres  cosas:

    • El calentamiento global terrestre, es un hecho.
    • El calentamiento global terrestre ha ocurrido varias veces, durante la historia del planeta.

Sobre el aumento de la temperatura global actual, hay opiniones científicas (calificadas), que ponen en evidencia, y a discusión  que el calentamiento global, no parece tener una injerencia significativa, el Dióxido de Carbono producido por el hombre.

 

   Los informes sobre climatología nos indican; que el clima en el planeta, está cambiando, y se nos habla diariamente sobre  deshielos  espectaculares en las cercanías en los polos,  fauna en problemas, y en lo general  de catástrofes ecológicas.

A pesar de que el tema del calentamiento global está  “dominado” por una multitud de gente que vive de empleos gubernamentales y programas ambientalistas, hay  científicos más o menos veteranos e independientes,  que nos informan  que en realidad los cambios climáticos han ocurrido siempre, aun antes de que existiera el hombre.  En estos cambios climáticos, es posible detectar que el dióxido de carbono ha aumentado hasta diez veces más que en la actualidad, de manera natural, y obviamente sin que medie la actividad tecnológica del hombre.

 

Ejemplos de calentamiento global,  con temperaturas superiores a las actuales, en la era del hombre;   podemos mencionar El período cálido medieval  (1000 años atrás),  o el de  La edad de piedra (10,000 años atrás), con una duración de más de tres milenios de tiempo.  Es obvio que estos aumentos de temperatura, no tienen relación  alguna con la actividad tecnológica del hombre.

 

Hacia  150 años atrás a la fecha,  ha subido la temperatura en más de medio grado Celsius (grados centígrados), y lo “importante” de este aumento, ocurrió en las primeras décadas del siglo XX (1900 – 1940), cuando las actividades industriales eran verdaderamente modestas.  En las décadas subsecuentes,  de la postguerra  (2da guerra mundial),  la industria crece mundialmente y se diversifica,  disparándose las emanaciones de dióxido de carbono por las chimeneas industriales y escape de los autos, mas sin embargo, y curiosamente;  la temperatura global se vuelve constante (no sube), según los gráficos efectuados con datos de las agencias científicas.
El Dióxido de carbono, sube exponencialmente, desde 1940 con el “boom industrial”,  justo cuando la temperatura global no crece, sino se mantiene constante, y en ocasiones hasta baja.  Esto nos da una prueba de que el CO2 y su aumento por las emanaciones industriales, no tiene relación con  la subida de la temperatura global. 

El Dióxido de carbono es un gas que es parte de la atmósfera terrestre, pero su porcentaje como “ingrediente”  de aumento de los gases que provocan un efecto invernadero, es muy pequeño y por ello, los aumentos  de CO2 en forma global,  se miden  en décimas por millón; dado que si buscamos su equivalente en porcentajes,  este es demasiado pequeño para manejarlo y “visualizarlo”.

 

El clima terrestre, puede estar condicionado (en su debida dimensión),  por la cantidad de CO2 que hay en el aire; porque este gas absorbe calor de la radiación solar que llega a la Tierra. Cuando más CO2 hay en el aire, mayor es la absorción de energía calorífica, fenómeno que produce aumento de la temperatura media, del globo terrestre".

En lo global, el dióxido de carbono derivado de la actividad del hombre, haciende a solo el 0.117% del total, el restante porcentaje (99.883 %), es producido naturalmente, sin que tenga que ver la actividad del hombre.  Existen otros gases que promueven el efecto invernadero como el Metano, el Oxido nitroso, y varios gases misceláneos (CFC's,),

 

La contribución en porcentaje  de gases que producen efecto invernadero son:
Vapor de agua – 72.369 %
Metano – 7.199 %.
Oxido nitroso – 19.002 %
Gases misceláneos (CFC´s) – 1.430 %
Datos aportados del  Dr. S. Fred Singer, físico atmosférico; Profesor Emérito de Ciencias Ambientales de la Universidad de Virginia,

 

El vapor de agua, pues aporta cerca de 3 cuartas partes del total

 

La pregunta se viene sola;
¿Entonces, que es lo que hace que la temperatura global suba de  manera significativa?

 

Existe un ala de científicos  más o menos veteranos e independientes, que  nos informan que en realidad los cambios climáticos han ocurrido siempre, aun antes de que existiera el hombre. En estos cambios climáticos, es posible detectar que el dióxido de carbono, ha aumentado hasta diez veces más que en la actualidad, de manera natural (vapor de agua).

 

National Geographic en el número de Febrero del 2007 dice:
"In 2005 data from NASA's Mars Global Surveyor and Odyssey missions revealed that the carbon dioxide "ice caps" near Mars's south pole had been diminishing for three summers in a row.Habibullo Abdussamatov, head of space research at St. Petersburg's Pulkovo Astronomical Observatory in Russia, says the Mars data is evidence that the current global warming on Earth is being caused by changes in the sun."The long-term increase in solar irradiance is heating both Earth and Mars," he said".

 

El informe llega a la conclusión de que lo observado en Marte, prueba que el calentamiento global terrestre no es causado por el dióxido de carbono.

 

El profesor de ingeniería química de la Universidad de Auckland (Nueva Zelanda) Geoffrey G. Duffy, asevera que  el vapor de agua “causa el 95% del efecto invernadero, y el Sol es el principal responsable; y con ello quiere decir que entonces tenemos a la vista el causante del fenómeno: La irradiación solar.

 

“El aumento de las emisiones de CO2 siempre ha quedado a la zaga del incremento de la temperatura”. Según los estudios científicos, se estima que existe un desfase de entre 400 y 800 años entre los aumentos que registran históricamente ambas variables, afirma. Además, el proceso se produce a la inversa. Es decir, primero sube la temperatura, y siglos después lo hace la concentración de CO2 en la atmósfera.

 

La Revista Sciense publica:
“El último calentamiento sufrido por el planeta, fue provocado por una subida de las temperaturas marinas y no por la acumulación del dióxido de carbono (CO2), reveló un estudio difundido por la revista Science. Pero el resultado más extraño de esa investigación señala, que el aumento de temperaturas marinas tuvo su origen en las aguas de la Antártida, el continente helado.
Según científicos de la Universidad de California el dióxido de carbono no causó el fin de la última glaciación, al contrario; de lo deducido en los registros hallados en las capas de hielo."Ya no podemos argumentar que solamente el dióxido de carbono fue el que generó el fin de la glaciación", dijo Lowell Stott, geólogo autor principal del estudio”.

 

Nasif Nahle Sabag, comenta:
Contrariamente a las predicciones previstas por los científicos que habían relacionado el aumento del bióxido de carbono en la atmósfera, al calentamiento de la atmósfera, las observaciones demuestran claramente que la correlación es extremadamente débil o que simplemente no existe, y que la hipótesis sobre el efecto de los gases de invernadero (GI) no es científicamente apropiada para explicar el estado actual del clima global.

 

Los investigadores Peter Adams, de la Universidad Carnegie Melon (EE. UU.), y Jeff Pierce, de la Universidad Dalhousie, en Halifax (Canadá), han desarrollado un modelo para comprobar la controvertida hipótesis que sostiene que los cambios en la actividad solar, están influyendo en el calentamiento global en la Tierra.

 

La hipótesis que sometieron a prueba, era que un incremento en la actividad solar reduce la nubosidad debido a modificaciones en los rayos cósmicos. Así, como las nubes se reducen, llega más luz solar a la superficie terrestre, causando calentamiento. Algunos escépticos sobre el cambio climático, habían tratado de utilizar esta hipótesis para sugerir que los gases de efecto invernadero podían no ser los principales responsables del calentamiento global, en contra del criterio mayoritario de los científicos.

 

Desgraciadamente, ya existe toda una industria ambientalista de tamaño colosal de tipo mundial que produce , vende y emplea miles y miles de individuos que viven de ello, y que genera millones de dólares. Toda esta gente implicada, parece ser un fuerte ejército que defiende las posturas oficiales, por cuestiones de interés personal y grupal, y que hace que cualquier opinión distinta, se vea como mercenaria y sin sentimiento humano.

 

Comentarios

Nombre*
Por favor, escribe tu nombre completo. Gracias!

Correo electrónico*
Por favor, escribe una dirección de correo válida. Gracias!

Comentario*
Por favor, escribe tu comentario. Gracias!

*
Por favor intenta nuevamente. Gracias!